7 diciembre 2021

Comenzó a sentirse mal de repente y al arribo de los paramédicos ya había dejado de existir

Álamo, Ver.- A pesar de haber recibido el apoyo de los paramédicos, un hombre que instalaba una bomba en un comedor, ubicado a un costado de la carretera Álamo-Potrero del Llano, en la localidad Adalberto Tejeda, justo frente a la gasolinera, perdió la vida de manera instantánea tras sufrir un infarto fulminante.

De acuerdo al reporte de las autoridades, el hombre comenzó a sentirse mal de repente y se sentó, de inmediato perdió el conocimiento y al arribo de os cuerpos de rescate éste ya no contaba con signos vitales. Autoridades aseguraron el área en espera de los servicios periciales.

error: Content is protected !!
A %d blogueros les gusta esto: